607 300 044 (Ayuda 24h) Envío Gratis

Sillón de Lactancia New York Polipiel

217,35 €

345,00 €

-37%

Los colores de los tejidos pueden variar ligeramente

La butaca New York es un sillón multifuncional, ya que gracias a su base mecedora es muy útil para la lactancia y como sillón de lectura y relax. Su diseño acolchado y sus medidas amplias aportan una utilidad inigualable.

Diseñada especialmente para que tanto la madre como el bebé se sientan completamente cómodos durante la lactancia.


8.33/10 (6 opiniones de clientes)

Más

Sillón de Lactancia New York

La butaca de lactancia New York es un sillón multifuncional, ya que gracias a su base mecedora es muy útil para la lactancia y como sillón de lectura y relax. Su diseño acolchado y sus medidas amplias aportan una utilidad inigualable.

La mecedora New York está diseñada especialmente para que tanto la madre como el bebé se sientan completamente cómodos durante la lactancia.

El mecimiento favorece la producción de leche materna y la relajación del bebé, con lo que facilita la lactancia. Incluye entre tus accesorios para dar de mamar una mecedora o una butaca-balancín.


La base es en madera de haya pulimentada : Blanco, Cerezo o Wengué

Propiedades de la butaca de lactancia New York

Tejido Polipiel: Blanco, Beige, Gris, Rosa y Celeste

Medidas: Ancho 63 x Fondo 82 x Alto 97

Altura asiento: 42 cm

Densidad relleno asiento: 28 Kg

2 años de Garantía

                       

             

                                

Características de un buen sillón de lactancia 

Acolchado y amortiguación adecuada del asiento
Lo más importante en una butaca de lactancia es la comodidad. Al fin y al cabo, durante las primeras semanas de vida de tu bebé vas a pasar muchas horas sentada en tu mecedora de lactancia, por lo que debería ser lo suficientemente cómoda como para permitirle estar en ella la mayor parte del tiempo. 

Asiento amplio
Un asiento ancho también aumentará la comodidad y te permitirá cambiar de posición, especialmente cuando vayas a alimentar al bebé, necesitas cambiar tus posiciones muchas veces para encontrar una posición adecuada y cómoda. 

Apoyabrazos
Es muy importante que los apoyabrazos de tu sillón de lactancia sean fuertes y mullidos. Piensa que llevarás a tu bebé en tus brazos cuando te sientes a amamantarlo o lo pongas a dormir, y por lo tanto, necesitarás un apoyo cómodo en el que puedas descansar tus brazos. Los apoyabrazos deben ser espaciosos y suaves, con espacio suficiente para que tu brazo y la cabeza del bebé se relajen.

Durabilidad
Una silla de lactancia no tiene porqué tener un corto ciclo de vida y durar el tiempo que dura la lactancia de tu bebé, sino que puede ser un mueble multifacético que puede valerte como butaca de lectura o como sillón para decorar el salón o la habitación de tu hijo. Por este motivo, asegúrate de que tu butaca tenga un marco fuerte y bien construido. La mayoría de los balancines tienen marcos de madera debajo de su estructura, y es importante que la madera que se ha utilizado sea de buena calidad. En Sillón de Lactancia puedes tener la tranquilidad de que somos fabricantes de nuestros propios productos, y estamos tan seguros de la calidad de los mismos que te ofrecemos 2 años de garantía. 

Los clientes que compraron este producto también han comprado...